martes, septiembre 02, 2014

UNA CINTA CON EL ULTIMO CONCIERTO DE LOS BEATLES EN EL CANDLESTICK PARK DESBORDA LAS REDES

Una cinta con el último concierto de los Beatles en el estadio Candlestick Park de San Francisco, el 29 de agosto de 1966, ha salido a relucir recientemente por la internet.
Consciente de que aquel seria el fin de las giras del cuarteto, Paul McCartney le pidió a su asistente de prensa, Tony Barrow, que registrara el show para la posteridad en un rudimentario grabador de casettes que coloco en uno de los laterales de la tarima.
  El grupo toco tan solo once canciones y como el casette tenía una duración de treinta minutos en cada lado, a Tony Barrow se le olvido voltearlo por lo que la interpretación final de “Long Tall Sally” quedo cortada.
 Lo que llama la atención de este último concierto de los Beatles, en la sede de los gigantes de San Francisco, es que fue visto por  menos de la mitad de la capacidad total del estadio, lo que nos lleva a pensar que la decisión del cuarteto de abandonar los escenarios, no fue del todo equivocada.
 Las entradas oscilaron entre los cuatro y seis dólares y el grupo obtuvo una ganancia neta de más de noventa mil dólares, una cifra realmente abultada para los parámetros de la época.
 Solo existen dos copias del casette, una en posesión de Paul McCartney y la otra que quedo guardada en el escritorio de Tony Barrow, por lo que la aparición de esta grabación en las redes se considera uno de los descubrimientos más grandes de la historia de la música popular.

 Al final del concierto, en camino al aeropuerto, se le escucho a George Harrison decir: “ya está, se acabó, ya no soy un Beatle”, sin embargo, todavía faltarían muchos años más de éxitos y grabaciones memorables antes de la separación definitiva de la banda en 1970.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...